La gente tiene derecho a mejores vidas y podemos ayudarles a través del desarrollo económico

¿Cómo llegas a colaborar con ESADE Alumni Social?

Durante muchos años estuve trabajando en una empresa desarrollando proyectos internacionales en Asia, África y América del Sur. Un cambio en mi carrera profesional me llevó a disponer de más flexibilidad laboral y de más tiempo para mí, por lo que pude realizar una de mis asignaturas pendientes: la solidaridad. A través de ESADE Alumni conocí las colaboraciones que se estaban llevando a cabo con entidades sociales y con empresas de países en vías de desarrollo y en 2011 realicé mi primera consultoría, concretamente apoyando un plan de reflexión estratégica para el Teléfono de la Esperanza, la ONG que ofrece un servicio de atención a personas en situación de crisis.

 

Empiezas con una colaboración local. ¿Y luego?

Esta experiencia me condujo a conocer más a fondo otros proyectos que impulsa ESADE, como Together, centrado en la cooperación internacional. A principios de 2018 surgió la oportunidad de colaborar con ESADE Alumni Social en un proyecto vinculado a Oxfam Intermón y su programa "Empresas que cambian vidas" en relación con el desarrollo de una empresa que procesa y distribuye cacahuete orgánico en Cochabamba, en el centro de Bolivia.

 

Que la gente tenga mejores vidas a través de un desarrollo económico que llegue a todos es una gran satisfacción.

 

¿Una cooperativa de comercio justo?

APROMAM se provee de más de doscientos productores de cacahuete, todos de carácter familiar, y su producción se dedica a la exportación a partir de una apuesta decidida por la agricultura ecológica y de alta calidad. APROMAM evita intermediarios y asegura que se paga un precio justo a las familias por sus cosechas y les ayuda a estabilizar sus ingresos.

 

¿Un mes da para elaborar un proyecto?

Son consultorías que pueden ser complicadas en cuanto a la definición de los encargos. La petición de origen puede no coincidir con la realidad. En este caso, el objetivo era asegurar que se llevara a cabo el plan de negocio que se había diseñado para contar con el apoyo de Oxfam Intermón. Ya sobre el terreno, el replanteamiento que realizamos supuso un nuevo plan a cinco años, que elaboramos con el gerente de APROMAM y con la colaboración desde Barcelona de Sonia Gómez, alumni junior. Un plan ambiciosos ya que uno de los objetivos que nos hemos propuesto ha sido multiplicar por cuatro su facturación.

 

¿Cuando vuelves, qué dejas atrás?

Cuando regresas piensas si tu labor les ayudará a resistir la presión del día a día, si serán capaces de pensar y actuar con mayor visión estratégica y más organización interna. Confío que así será porque el proyecto sigue adelante. Próximamente dos ex alumnos de ESADE ayudarán a la realización de un estudio de mercado para desarrollar un plan comercial que cuente con un canal de venta al gran consumo. Y proseguirá con alumnos del Servicio Universitario al Desarrollo (ESADE SUD) que podrán desarrollar sus prácticas en esta empresa boliviana.

 

Creía que mi participación debía ser activa, no meramente testimonial o aportando solo una cuota económica como socio de una ONG.